La Voz del Actor

 
Por Gladys Alvarado                                  22/04/2019
 
Foto: Osmey Millán Díaz
 
 
Para proseguir cuestionándonos sobre la voz y sus múltiples aristas en el trabajo del actor, entrevistamos a José Miguel Díaz Pérez, actor, director del grupo Estro de Montecallado y profesor de la Universidad de las Artes (ISA), en la disciplina Entrenamiento Verbovocal, asignatura Voz y Dicción. Es Máster en Procesos Formativos de la Enseñanza de las Artes. Mención Teatro y en Dirección Escénica. Imparte docencia en la Facultad de Filosofía, Historia y Sociología en el Departamento de Historia de la Universidad de La Habana, asignatura Historia Social de la Literatura y el Arte. José Manuel integra, además, el catálogo artístico de la Agencia Artística de Artes Escénicas ACTUAR.
 
 
-Prefiero despojarme de todo formalismo para indagar con Joshi, como todos le conocemos, sus experiencias sobre el sin fin de particularidades que encierra el entrenamiento vocal de los estudiantes de la especialidad Actuación.
 
 
- Cuando se habla de Voz y Dicción me gusta especificar, grosso modo, algunas consideraciones de las investigadoras Telma Pazo, Ana Rojas y Elena Álvarez reflejada en la introducción del libro El Arte de Educar el Habla y La Voz quienes afirman:
(…) En el arte, la emisión verbovocal no solo es el vehículo que facilita las relaciones sociales, sino que deviene como instrumento de trabajo de cuya calidad depende en gran medida su eficacia comunicativa. La emisión verbovocal está íntimamente relacionada con la psiquis del individuo (…) a través de las palabras se expresan las ideas y mediante la voz, los sentimientos, la afectividad, la sensibilidad y las emociones, las cuales permiten reflejar la individualidad fisiológica y sicológica. De ahí que cualquier afectación en estas esferas puede ocasionar un trastorno en la voz e impedir el cumplimiento del trabajo profesional   1.
 
 
Después de estas consideraciones, seguro estamos de acuerdo que una voz de calidad requiere que el conjunto de órganos que configuran el aparato fonador accione combinadamente, a través de la instrumentación de un atento entrenamiento vocal como bien me preguntas. Esto se producirá si se dan ciertas condiciones anatómicas y fisiológicas, las cuales requieren un buen equilibrio psicológico, neurovegetativo y nervioso, además de una correcta regulación hormonal. La voz no es un fenómeno aislado, es la sumatoria de estudios interdisciplinarios continuos, muchas veces subestimados por nuestros artistas y estudiantes de arte teatral.
 
 
En mi experiencia como artista-pedagogo la labor esencial está en el perfeccionamiento de los programas de estudios que han motivado las autoras antes citadas, más otros estudios actualizados, cuyo objetivo principal es desarrollar los aspectos necesarios para el logro de una preparación vocal en el profesional, en la que se imponga el dominio de una técnica verbovocal suficiente mediante el conocimiento de las bases anatomofisiológicas de su aparato fonoarticulatorio: qué estructuras lo integran, cómo funcionan los mecanismos para adaptar la respiración a la emisión vocal y a las cavidades de resonancia, las diferentes hiperfunciones que pueden presentarse en cualquiera de las estructuras que participan en dicha emisión vocal, el entrenamiento adecuado a sus condiciones individuales, así como la debida interiorización de las medidas profilácticas para la conservación de la voz en vínculo a la especialidad Logopedia y Foniatría 2.
 
 
La evaluación de la voz se compone de la aplicación de una anamnesis 3, la cual deberá ser específica y dirigida a indagar en el quehacer del artista-estudiante. Esta constaría de una entrevista en que se detallen antecedentes personales, mórbidos y fonoaudiológicos, además de un cuestionario donde se le pregunte acerca de su demanda vocal cantada y hablada, y de los síntomas que podrían aparecer en caso de un mal uso vocal (ardor, sensación de cuerpo extraño, dolor, etc.). Además, se evalúa los siguientes parámetros: Postura, Tonicidad, Respiración, Emisión y Resonancia. A modo de —Resumen— te expongo los pasos que sigo en el entrenamiento previo al trabajo diario en mi doble condición de pedagogo-director.
 
I. Respiración
 
Dominar una técnica apropiada para administrar convenientemente el aire aspirado, es una necesidad imprescindible para los artistas escénicos. La Respiración Costodiafragmática, deberá ser una praxis habitual en la profesión de actrices y actores, también de otros que utilizan la voz como herramienta de trabajo.
 
II. Relajación Vocal
 
Para evitar que se atrofie nuestro aparato fonoarticulatorio, es imprescindible mantener una eficaz relajación del cuerpo y la voz.
 
III. Calentamiento Vocal
 
Para ejecutar cualquier esfuerzo vocal ya sea en la radio, la televisión o el teatro, recomiendo efectuar una ejercitación que permita a ese complejo y delicado órgano de fonación una preparación proporcionada en dependencia del personaje a interpretar. Por consiguiente, siempre es recomendable antes de comenzar las actividades que comprometen la voz en el espacio hacer un breve calentamiento vocal y medir su alcance en cuanto a tono y volumen.
 
IV. Fonación
 
Es imprescindible dominar la emisión verbovocal, atendiendo al acuerdo fonoarticulatorio, a fin de no dañar los atributos fundamentales de la voz y utilizarlos con eficacia consciente.
 
V. Resonancia
 
En el quehacer de la actuación es de suma importancia conocer y llegar a dominar las posibilidades expresivas que aporta la utilización necesaria de las cavidades resonanciales. La calidad de la expresión vocal, depende en grado sumo del uso eficiente de esta propiedad responsable del timbre del sonido.
 
VI. Dicción y Articulación
 
La dicción y la articulación son la esencia básica de la colocación y así lograr una adecuada emisión y que lo expresado se trasmita eficazmente decodificado.
 
VII. Proyección de la Voz
 
El profesional de la voz debe estar preparado para actuar no solo en los medios de comunicación. El perfil de actuación precisa de un artista que conozca cómo proyectar la voz en un teatro o en los espacios de intervención comunitaria o la performatividad de la calle con todos sus obstáculos contaminantes.
 
 
-Tú formas parte de una generación egresada del nivel medio en las especialidades de Instructor de Teatro y actor que en su inmensa mayoría domina satisfactoriamente las técnicas de la voz en los diferentes medios. ¿Cuáles consideras tú que son las principales problemáticas que lastran el desempeño vocal de los jóvenes egresados en la actualidad?
 
 
- Mi generación estuvo marcada por una actitud formativa y de superación constante. También soy del criterio que, en la etapa de estudiante de la academia de arte, nosotros fuimos conscientes del valor de la voz y dicción en vínculo muy estrecho con todas las asignaturas diseñadas dentro del currículo de estudio. La formación de esos años era menos tecnológica y la lectura sobre el libro impreso nos permitió y ayudó a pensar los desafíos para enfrentar el texto y la puesta en escena. En el joven actual de arte teatral la transmedialidad la tiene muy cerca, es su presente y lo ayuda en cuanto a la redes y los sitios de la Web; lo acompaña y a la vez lo fortalece y “distancia” de su entorno o, quizás el cono de aprendizaje se haya reducido hoy dado al abandono de una ética de la comunicación oral y sus niveles (lenguaje, habla y voz), digo. También los que técnicamente no somos tan jóvenes hemos tenido que (re) andar y (re) aprender con los nuevos tiempos.
 
 
Me cabe hacerme algunas preguntas antes del egreso de los jóvenes de la academia: ¿con qué claustro de profesores contamos a nivel nacional? ¿Las casas de cultura juegan el rol formativo dentro de movimiento amateurs como cuando muy joven? Fui aficionado de un maestro como Carlos Díaz, hoy Maestro de Juventudes y Premio Nacional de Teatro, entre otros que ejercieron el noble empeño de instructor de arte. Serían muchas las causas, pues el tema amerita un estudio sociológico a profundidad.
 
Las causas más visibles, a mi modo de ver, podría ser el éxodo de muchos de nuestros mejores egresados a probar fortuna en otros países. Otro punto de vista interesante —sin tener una base investigativa sólida—, puede ser el poco dominio de la dirección de actores a lo concerniente al uso de la voz en los medios de comunicación y el teatro, por supuesto. También puede ser el casting a la hora de armar el elenco de artistas para una producción.
 
 
Siento que esta es una pregunta que tiene muchos prismas porque existe cierto grado de desmotivación con respecto a los procesos artístico-creativos, formativos, de enseñanza aprendizaje, etc., para lograr un lenguaje artístico de calidad por solo citar subjetivamente algunas posibles causas.
 
 
- ¿Qué importancia le atribuyes a la experiencia radial en la consolidación profesional del actor del cine y la televisión, medios en que lo coloquial adquiere un valor fundamental?
 
 
- La radio es una práctica necesaria en el proceso formativo y debe ser considerada como un estudio de postgrado o cursos imprescindibles, que los intérpretes y la academia deben tener en cuenta con mayor incidencia en los estudiantes-artistas. Además, los actores deben salir de su área de confort y enfrentarse como antaño a todos los medios.
 
 
- Soy del criterio que el intrusismo profesional es otro de los males que atenta contra la calidad de nuestros dramatizados ¿cómo lograr un balance entre la creciente demanda de un amplio diapasón de “tipos” y nuevos rostros que exige la televisión y el equilibrio cualitativo que debe distinguir los resultados artísticos en pantalla?
 
 
-Esa es una temática que depende en grado superlativo del casting y la emergencia de la TV y el Cine de promover nuevos rostros sin la preparación profesional adecuada que debe recaer en el equipo co-creativo bajo la guía del Director, figura máxima para el equilibrio en cuanto calidad e imagen. Veo positivo como los directores de TV se están auxiliando de actores y profesores de vasta experiencia para entrenar a los que llegan por primera vez a los medios. En fin, es otra pregunta que lleva un análisis pormenorizado sobre el sistema del arte y su enseñanza.
 
 
-Agradezco que hayas compartido tus experiencias con los lectores de nuestra página Web y por nuestra parte, continuaremos motivando a los jóvenes actores a meditar sobre las disímiles herramientas imprescindibles para el trabajo actoral.
 
 
 
Notas:
1 Telma Pazo Quintana, Ana Rojas Estévez y Elena Álvarez Arredondo: El Arte de Educar el Habla y la Voz. Serie
Teoría y Técnica. Ediciones y Producciones Escénicas y Cinematográfica, A.C. Sello Editorial Paso de Gato. México, 2014, p. 13.
2 Ibídem, 2014, p. 15.
3 anamnesis. (Del gr. ἀνάμνησις, recuerdo). f. Med. Conjunto de los datos clínicos relevantes y otros del historial de un paciente, en
este caso la comunidad de artistas-estudiantes que estudian en nuestra Academia de Arte del Tercer Nivel de la Enseñanza la carrera
de Licenciatura en Arte Teatral, perfil Actuación. Universidad de las Artes, (ISA).